domingo, abril 15, 2018

El Profesor, clave de nuestro futuro.






“El profesor, en el mundo de mañana, será aún más importante que hoy”

Jean-Michel Blanquer, ministro de Educación francés, es una pieza clave en el proyecto de Emmanuel Macron

ERIC HADJ
Jean-Michel Blanquer (París, 1964) es una pieza clave en el proyecto de Emmanuel Macron. Si como dice el presidente francés, Francia "es una casa" y uno de los fundamentos "es la escuela", Blanquer, ministro de Educación, es el encargado de sentar las bases de la transformación de este país en las próximas décadas. Ya ha empezado. En vísperas de un viaje a Argentina para participar en una reunión del G-20, Blanquer —especialista en América Latina y autor de un libro sobre Colombia, país en el que ha residido— expuso algunas de sus primeras medidas y su visión sobre la educación del futuro. La lección francesa aún puede ser universal.
PREGUNTA. Cuenta usted en su libro L'école de demain [la escuela de mañana] una anécdota atribuida a su antecesor más célebre e importante, Jules Ferry. Dice que a cierta hora de la mañana Ferry miraba el reloj y sabía que a esa hora en todas las escuelas de Francia se hacía un dictado. ¿Es así aún?
RESPUESTA. No. Estamos en otra época, y uno de los retos de un buen sistema escolar es el equilibrio entre una unidad que garantice una cierta igualdad, y la libertad de iniciativa y la creatividad en el ámbito local, indispensable para progresar.
P. ¿Qué es lo esencial, lo que debe seguir siendo nacional?
R. Leer, escribir, contar y respetar al otro. Debemos estar seguros de que, al terminar la escuela primaria, todos los alumnos posean estas competencias básicas. Y pongo el acento en el lenguaje, porque es la llave del resto: la primera desigualdad es la desigualdad ante el lenguaje. Por eso tenemos una política muy centrada en el lenguaje en los primeros años del niño, en la escuela maternal [preescolar]. Y tenemos una política para los dos primeros años de la escuela elemental, los niños de seis y siete años, que consiste en partir las clases en dos en los territorios más desfavorecidos para tener clases de 12 alumnos en esos años clave para el futuro del niño.
P. ¿La educación se había apartado de los principios que usted cita?
R. En cierta manera, sí. Francia vive un fenómeno común en otros países: alrededor del 20% de los niños entran en el collège [escuela intermedia, entre los 11-12 años y los 14-15] sin saber realmente leer y escribir correctamente, y esto los perjudicará durante toda la vida.
P. ¿El sistema educativo crea desigualdades?
R. La educación no alcanza a compensar desigualdades que existen. Debería compensarlas y no lo hace bien ahora.
P. ¿Las perpetúa?
R. Sí, y a veces las amplía. Por eso defiendo que debemos hacer subir el nivel para todo el mundo. Hasta hace poco, en Francia y tal vez en otros países, había una especie de teoría muy demagógica que consistía en decir que había que bajar el nivel para igualar a todo el mundo. Esto va en contra de las clases bajas. Lo que ocurre es que las familias de las clases superiores logran compensarlo en el contexto familiar. Mi teoría es la contraria. Debemos tener una cierta exigencia desde los primeros años para dar a los niños de las familias pobres en la clase lo que no tienen en la familia.
P. Estas resistencias que usted cita, ¿diría que son herencia del Mayo del 68, del que ahora se celebra el 50º aniversario?
R. La educación es una cuestión de equilibrio. Antes de Mayo del 68 tal vez había un desequilibrio en favor de una cierta exigencia. Mayo del 68 tuvo muchos aspectos, entre otros un cierto individualismo y también la idea de que trabajar no era importante. Trabajar menos significa acentuar las desigualdades. En los debates educativos, incluso dentro de una familia, a veces se opone el esfuerzo y el placer. Debemos tener los dos. No puede haber un buen aprendizaje sin placer, y el niño, cuando empieza a ir a la escuela, viene con placer, con curiosidad. El deber de la escuela es fomentar el placer de la sabiduría, pero esto requiere esfuerzo y trabajo.
P. ¿Por qué ha reintroducido la enseñanza del latín y el griego?
R. No hay que oponer pasado y futuro. Cuando el mundo tuvo que repensar su propia lógica en los siglos XVI y XVII con el descubrimiento de las Américas y la invención de la imprenta, hubo al mismo tiempo un redescubrimiento de la Antigüedad, de los clásicos. No es casualidad. Hay que pensar de dónde venimos para ver adónde vamos. Además, el lenguaje es fundamental en la vida: es la vida. El griego y el latín no son piedras muertas. Son elementos de vida en el lenguaje. Desempeñan un papel esencial si queremos ayudar a nuestros niños a tener un lenguaje de calidad y a entender la complejidad de la vida gracias a la complejidad del lenguaje, la etimología, el juego con las palabras.
P. ¿Todas las respuestas están en la tradición?
R. No, por supuesto. No hablo de tradición, sino de lo eterno. Debemos aprovechar la sabiduría de los siglos precedentes. Somos enanos a hombros de gigantes. En nuestra Europa a veces hay muchos discursos pesimistas. Nuestro deber es dar a los jóvenes raíces y una proyección positiva en el futuro. Esto implica tener en cuenta las consecuencias de las nuevas tecnologías. Yo tengo muy en cuenta las ciencias cognitivas y las ciencias en general. Lo paradójico es que hay un gran progreso científico y tecnológico, y a la vez un cierto oscurantismo que avanza, no solo el fundamentalismo islámico sino también las teorías de la posverdad, las teorías conspiratorias. El deber de la escuela republicana consiste en adoptar el espíritu de la Ilustración, y la Ilustración es la ciencia y la ética. La gran pregunta de nuestra época es en qué medida un mundo más tecnológico puede ser un mundo más humano. Y la educación es la primera respuesta a esta pregunta. No es fácil. Supone este equilibrio entre las raíces y las alas.
P. ¿Tendremos profesores robots?
R. El profesor, en el mundo de mañana, será aún más importante que hoy. No va a desaparecer, pero habrá una evolución. Cuanta más tecnología tengamos, más humanidad necesitaremos. En el futuro, el profesor y la máquina trabajarán en equipo.
P. Algunas escuelas se han convertido en un vivero de fundamentalismo, ¿son un problema real en Francia? ¿Qué hacer?
R. Una de nuestras tareas como Gobierno es ver los problemas de manera lúcida y señalarlos, sin exagerar ni minimizar. Vamos a trabajar para cambiar esto. Se acaba de votar una ley que me da más fuerza jurídica para prohibir una escuela radical. Además, hemos creado grupos de intervención en cada región para garantizar el respeto de la laicidad. Es una estrategia global: una escuela de mejor calidad en el futuro forma parte de la lucha contra el fundamentalismo.

miércoles, abril 11, 2018

Educación diferenciada, avalada por el TC.




Iglesia-Estado

El pleno del TC desestima el recurso interpuesto por el PSOE
0

Navarro Valls explica por qué no es discriminatorio subvencionar la educación diferenciada avalada por el Constitucional

“En una sociedad libre coexisten diversos modelos de educación y nadie tiene derecho a imponer uno de ellos”, afirma el catedrático
  •  
    •  
    •  
    •  
    •  
    •  
El Pleno del Tribunal Constitucional ha avalado subvencionar con dinero público a colegios de educación diferenciada. El falloaprobado por mayoría de ocho votos, ha acordado desestimar el recurso de inconstitucionalidad interpuesto por el Grupo Parlamentario Socialista en el Congreso de los Diputados contra la Ley Orgánica para la mejora de la calidad educativa.
Rafael Navarro Valls.Rafael Navarro Valls. RELIGIONCONFIDENCIAL
El recurso del PSOE iba contra la financiación pública de la educación diferenciada por sexos y pedía también que la asignatura de Religión no fuera una alternativa obligatoria. La resolución cuenta con el voto concurrente de la vicepresidenta del Tribunal, Encarnación Roca, y han anunciado voto particular discrepante los Magistrados Fernando Valdés Dal-Ré, Juan Antonio Xiol, Cándido Conde-Pumpido y la Magistrada María Luisa Balaguer.
Esta sentencia ha sido criticada en algunos ámbitos. Rafael Navarro Valls, catedrático, académico y presidente de las Academias Jurídicas de Iberoamérica, explica por qué este tipo de educación no discrimina a los alumnos.
“No conozco el texto completo de la sentencia, pero es evidente que, a la vista de los textos internacionales y la dinámica de la misma libertad, el TC acierta cuando rechaza la tesis de la discriminación en los colegios de educación diferenciada”, afirma Navarro Valls a Religión Confidencial.

Valor positivo para la sociedad

El catedrático de derecho argumenta que en una sociedad libre coexisten diversos modelos de educación y nadie tiene “derecho a imponer uno de ellos. La pluralidad de modelos educativos, además de inevitable en un régimen de libertad, es conveniente, ya que es un valor positivo para la sociedad la variedad educativa”.
Valls remite a algunas normativas que han avalado la educación diferenciada. Por ejemplo, la convención relativa a la lucha contra las discriminaciones en la esfera de la enseñanza de la Unesco que en su artículo 2 señala que no serán considerado como discriminación: “la creación o el mantenimiento de sistemas o establecimientos de enseñanza separadas para los alumnos de sexo masculino y para los de sexo femenino siempre que esos sistemas o establecimientos ofrezcan facilidades equivalentes de acceso a la enseñanza, dispongan de un personal docente igualmente calificado, así como de un equipo de igual calidad y permita seguir los mismos programas de estudio”.
Asimismo, en 1999, el Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de la ONU, ratificó “el artículo 2 de la Convención de la UNESCO relativa a la lucha contra las discriminaciones en la esfera de la enseñanza”.

Diferenciar en lugar de segregar

Muchas personas acusan a estos centros de segregar cuando su intención académica separar por sexos para que el aprendizaje se ajuste a los ritmos diferentes de niños y niñas.
Para Navarro Valls es un acierto la denominación de educación diferenciada aplicado a estos colegios. “Segregar es separar y marginar a una persona o grupos de personas por motivos sociales, políticos o culturales. Mientras que diferenciar supone establecer, mediante comparación, la diferencia entre dos o más personas o cosas”.
El catedrático expone una explicación filológica de la cuestión, aunque no ha encontrado el nombre del autor. “Quede aquí constancia de mi dependencia de ese anónimo autor.  Dice: imaginemos una cafetería en la que hay baños de mujeres y baños de hombres. Esto es diferenciar. Si en cambio las mujeres afroamericanas no pudieran entrar a los baños de mujeres, eso sería segregar”.  
El mismo autor añadía que en cualquier deporte, existen competiciones diferenciadas por sexos. “Hay una explicación para ello. Si sólo hubiera carreras de 100 metros para los dos sexos, las mujeres nunca ganarían medallas y ni siquiera estarían en las finales. La marca de Usain Bolt es de 9,58 segundos, mientras que la de Florence Griffith es de 10,49. Griffith no podría entrar en ninguna final masculina con ese tiempo. Desde luego, lo dicho supone la evidencia de que mujeres y hombres son diferentes”.

En otros países

A pesar de que en algunos ámbitos educativos la educación diferenciada es cuestionada, Navarro Valls considera que este tipo de enseñanza no tiene una connotación negativa en España. “Por el contrario, la gente toma buena nota, por ejemplo, de que en los rankings de colegios con especial prestigio no es infrecuente que aparezcan colegios de educación diferenciada. Lo mismo ocurre en Alemania, Estados Unidos, Inglaterra etc.”
En su opinión, al ser una minoría los colegios de educación diferenciada sobre los de educación mixta, suelan ser menos conocidos y algunas personas puedan mirar con recelo lo que no conocen. “Estoy seguro de que poco a poco el tiempo irá haciendo más conocido lo que aún es pequeño: siempre ha pasado así con las minorías”, afirma.

Sobre la independencia del TC

Respecto a si esta sentencia está determinada por cuestiones ideológicas, Navarro Valls explica la independencia del Constitucional.
“Las sentencias de cualquier tribunal las dictan hombres y mujeres con sus puntos de vista, sus convicciones, su propia experiencia etc. Los juristas solemos decir que el derecho sería muy aburrido si todos opináramos lo mismo. Entre las 8 personas que han votado la sentencia es evidente que hay amplias diferencias de opinión. Intentar encasillarlas en derechas o izquierdas, aparte de un error implica una ignorancia del juego de las mayorías en un Tribunal. Es muy bueno que haya diversos puntos de vista en un Tribunal: enriquece sus fallos y ayuda a consolidar la libertad judicial. De ahí que tanto respeto merecen los ocho miembros del Tribunal acordes con la sentencia, como los cuatro disconformes con ella”.

Pacto Educativo

Sobre si la resolución podría poner en peligro el Pacto Educativo, el académico sostiene: “Por lo que sé, el pacto educativo está paralizado bastante antes de dictarse esta sentencia. No creo que en el supuesto de volver a la negociación, este problema fuera un obstáculo infranqueable”.

lunes, abril 09, 2018

El Cardenal Osoro visita Tajamar.


https://www.archimadrid.org/index.php/oficina-de-informacion/noticias-madrid/2-madrid/9026274-el-cardenal-osoro-visita-el-colegio-tajamar

El cardenal Osoro visita el colegio Tajamar


El cardenal Osoro visita el colegio Tajamar
El cardenal arzobispo de Madrid, Carlos Osoro, ha visitado el colegio Tajamar este jueves, 5 de abril, por la mañana. Además de conocer la historia del centro y su impacto en el barrio de Vallecas de la mano del director, Nacho San Román, el purpurado se ha encontrado con varios grupos de alumnos (chicos de 3º de Primaria que se están preparando para la Primera Comunión; jóvenes de Bachillerato, entre ellos algunos que pronto se confirmarán; estudiantes de FP...), ha saludado al personal y ha mantenido un coloquio con padres.
tajamar7
tajamar8
Al concluir la visita, el cardenal Osoro ha firmado el libro de visitas del colegio y ha sido obsequiado con una Virgen de los Deportistas, de parte del Club Deportivo Tajamar.
tajamar5
Historia del centro
Tajamar nació en 1958 en el barrio de Vallecas, secundando así un deseo expreso de san Josemaría Escrivá de Balaguer, fundador del Opus Dei. En los años 50, este barrio madrileño estaba marginado de los planes de educación y no existía ningún centro educativo de enseñanza media. Había más de 12.800 niños sin escolarizar, según datos oficiales. Los alrededores eran descampados, escombreras y chabolas. El emplazamiento actual es de 1962. Las sedes anteriores, siempre en Vallecas, fueron, sucesivamente, un local en La Colonia Erillas (1958); el curso siguiente, un garaje situado en la calle Eduardo Requenas (1958-59); y, por último, una vaquería en el barrio de Doña Carlota, que se utilizó hasta el curso 1964-1965.
tajamar6
Desde el comienzo, Tajamar busca formar a sus alumnos en el sentido de responsabilidad en su trabajo profesional y en una visión cristiana de la vida. El clima de libertad en el que se desarrolla esta labor es una de sus características principales. Otra razón que llevó a su creación fue ofrecer una enseñanza de calidad a familias con escasos recursos. Son más de 20.000 los antiguos alumnos.
tajamar4

domingo, abril 08, 2018

Mensaje pastoral del Prelado Ocáriz.





Con ocasión del domingo de la Divina Misericordia, el prelado invita a pedir a Jesús: «¡Auméntanos la fe!».
CARTAS PASTORALES Y MENSAJES
Opus Dei - Mensaje del Prelado (8 abril 2018)


    Con la alegría propia de la Pascua, la liturgia nos recuerda hoy, domingo de la Divina Misericordia, estas palabras de san Juan: «Esta es la victoria que vence al mundo, nuestra fe» (1 Jn 5,4).
    En la apasionante misión de llevar el Evangelio a cada pueblo, a cada ambiente, a cada persona, todos en la Iglesia encontramos, junto con muchas alegrías, no pocas dificultades. Permaneceremos contentos y esperanzados si vivimos de fe en la Misericordia divina. Esta fe no podemos conseguirla por nosotros mismos; pero, especialmente cuando nos sentimos débiles, podemos pedirla como los apóstoles a Jesús: «¡Auméntanos la fe!» (Lc 17,5).
    Roma, 8 de abril de 2018

    jueves, abril 05, 2018

    El sueño de Luther King y el análisis de R Navarro Valls.





    50 años








     

    Cuando escribo estas líneas están a punto de sonar en toda América las campanas de las iglesias estadounidenses, conmemorando el discurso de Martin Luther King del que hoy se cumplen 50 años.

     

    Como suele ocurrir con las notables piezas oratorias, el discurso de King fue inicialmente celebrado,  luego casi olvidado,  y al final mitificado. El destino de las grandes palabras es muy incierto: pueden prender como fuego en las conciencias, o pueden llevar una vida lánguida hasta que despiertan. Esto ocurrió con el “I have a dream” del discurso de Martin Lutero King. Inicialmente, los redactores del borrador– incluido el Dr. King- habían decidido no incluir la referencia, ya que  el recurso retórico  lo había ya utilizado el pastor baptista en otras intervenciones. Al parecer, fue la cantante de gospel Mahalia Jackson quien, comenzado ya el discurso,  gritó; «Tell them about the dream, Martin!». Entonces. MLK  improvisó   y comenzó a introducir –contra lo previsto- la expresión “tengo un sueño”.  Wyatt Walker su asesor de discursos, masculló  contrariado: « Maldición, está utilizando otra vez el sueño ». Como  veremos, no todos reaccionaron  así.  Y como hace notar Drew Hansen –autor del libro “ The Dream”- “el  discurso de King en la marcha casi nunca se menciona en los debates sobre Ley de Derechos Civiles de 1964, que ocupan alrededor de 64.000 páginas de las Actas del Congreso ". No obstante, ese día, en el Mall  de Washington estaba medio Hollywood: Charlton Heston, Paul Newman, Sidney Poitier, Sammy Davis Jr, Burt Lancaster, James Garner y Harry Belafonte. Marlon Brando paseaba blandiendo una picana eléctrica, símbolo de la brutalidad policial.

     

    Hace unos días, el propio "Washington Post" ha publicado un editorial en el que reconoce y lamenta que, cuando se pronunció el discurso, el prestigioso periódico no había captado su importancia. En su mea culpa el “Post” reconoce que el 29 de agosto de 1963, es decir, el día siguiente del discurso,  publicó decenas de historias sobre la marcha. En ninguna de ellas  se captó la importancia del discurso de King.  Las palabras 'I have a dream' son mencionadas solamente una vez, en la página 15, quinto paragrafo. Y añade: “Habíamos también publicado algunos extractos del discurso, que no incluían el 'I have a dream'. “Un ejemplo de mala praxis periodística”, concluye.

     

    Sin embargo, esta semana el discurso es portada de Time Magazine. Un estudio realizado por investigadores expertos en megafonía de la Universidad de Wisconsin-Madison y la Universidad A & M de Texas, lo nominó como  el  mejor discurso de la América del siglo XX. Como  se ha recordado,  durante las protestas en la Plaza de Tiananmen, algunos manifestantes portaban carteles que decían: "Yo tengo un sueño" y la frase ha sido vista en lugares tan dispares como un tren en Budapest o  un mural en los suburbios de Sydney. En  una encuesta realizada en 2008, ante la pregunta de si pensaban que el discurso fue "relevante para la gente de su generación", el 68% de los estadounidenses dijo que sí, incluyendo el 76% de los negros y el 67% de los blancos. Sólo el 4% no estaban familiarizados con él.  ¿Cuál es la razón de la importancia política que ese discurso tuvo,  y que no por todos fue captada? Son varias, en mi opinión. 

     

    La primera, la concesión del Nobel de la Paz y el posterior asesinato de Martin Luther King. Para entender este trágico desenlace hay que retrotraerse al propio año 1963.  MLK, decide  que ése será el año definitivo de ponerse en movimiento. Razones: era el centenario de la Proclamación de la Emancipación; se había cumplido una década desde la decisión del TS sobre integración en las escuelas, con resultado desilusionantes; y, en fin,  el movimiento que él dirigía como presidente de la Junta Cristiana del Sur , había “ encontrado, al fin, su profunda y potente filosofía de la no violencia”. El objetivo fue la ciudad de Birmingham (Alabama), “la urbe más estrictamente segregada de todos los Estados Unidos”. Hacia allí marcharon MLK y algunos compañeros.

     

    La noche del 11  de mayo un hogar negro  y un hotel para afroamericanos en esa ciudad  fueron destruidos por medio de bombas. Tres mil soldados fueron enviados por el presidente Kennedy y el secretario de Justicia (Bob Kennedy), no obstante  la protesta del gobernador de Alabama, George Wallace. A pesar de  lograr MLK el compromiso de que los negros podían comer en unas cuantas tiendas del centro de la ciudad,  la turbulencia se extendió hacia el norte.  Durante el verano fueron arrestados 13. 786 personas, casi todas de color. En este ambiente comenzaron a surgir líderes violentos como Malcolm X y  Adam C. Powell, cuyo objetivo era que los negros del Norte se vengaran de los blancos como represalia por la violencia blanca del Sur. Mientras tanto, el 19 de junio el presidente Kennedy enviaba al Congreso la ley más ambiciosa sobre derechos civiles que conoció la historia legislativa americana. Solamente sería aprobada después de la muerte del Presidente: a las 19.49 del  19 de junio de 1964, con una votación en el Senado de 73 a 27.

     

    En medio de esta tempestad, MLK convoca para el 28 de agosto otra  marcha pacífica sobre Washington. Inmediatamente el partido nazi americano amenazó con una contramarcha; los musulmanes negros se opusieron al proyecto pacífico,  y al menos uno de los líderes intervinientes – fue convencido por los organizadores de moderar el tono - pensaba denunciar lo “insuficiente ” del proyecto de ley de Kennedy . Sin embargo, todo marchó bien. De hecho, al acabar  la marcha, el presidente Kennedy recibió a los organizadores con una amplia sonrisa,  diciendo “Yo también tuve un sueño”. MLK recibía el Premio Nobel de la Paz el 10 de diciembre de 1964. Cuatro años más tarde, el 4 de abril de 1968, era asesinado por James Earl Ray en un motel de Memphis (Tennessee ). En su lápida se inscribió el final de su discurso de 1963: “Dad gracias a Dios Todopoderoso porque al fin soy libre”.  A partir de ese momento, tanto King como su “I have a dream” entrarían en la historia.

     

    El segundo factor del éxito del discurso  fue  puramente formal. En Estados Unidos la retórica política roza, con mucha frecuencia, la retórica religiosa. De hecho, es llamativo que Obama en su discurso de toma de posesión del cargo citara cuatro veces a Dios. Y tanto los discursos de Lincoln de aceptación de la presidencia  (“La inteligencia, el patriotismo, la religión y una firme confianza en ese Dios tan poderoso que siempre dispensó sus favores a este país, es todo cuanto necesitarnos para resolver satisfactoriamente nuestras diferencias”) como  el de Gettysburg,  apelan directamente al fervor religioso. El propio presidente Clinton, alaba la tendencia del Dr. King de  invocar religión y  democracia –incluido el discurso del “sueño” - sin subordinar una a otra. De hecho los discursos de  King habían cosechado odio, aplausos y reacciones encontradas pero, milagrosamente, ninguna crítica por mezclar retórica religiosa y retórica política. La verdad es que la mayoría silenciosa  americana se adapta mucho mejor al pluralismo religioso que los media, que suelen ser “volubles, sensacionalistas y paternalistas en asuntos relacionados con la fe”.

     

    Cuando en mitad de su discurso MLK dejó a un lado el texto escrito y comenzó a referirse a sus “sueños”, ya vimos cómo uno de sus colaboradores se enojó. Sin embargo la reacción afirmativa fue más generalizada. Gary Younge , en su libro sobre el discurso ("The Speech »), recuerda la alegría de Clarence Jones,  otro asesor de King.  Para éste, « cuando MLK  leía el texto parecía un profesor », pero en cuanto lo  dejó a un lado « volvió a convertirse en un predicador baptista », que llegaba al corazón de sus oyentes. Por tres veces alude a la filiación divina como base de la igualdad entre los hombres; cita a Isaías ("Sueño que algún día los valles serán cumbres..."); y concluye,  " Libres al fin, gracias a Dios Omnipotente ..."

     

    Es evidente que desde 1963 la igualdad entre los hombres ha dado pasos de gigante. Sin embargo, según un reciente estudio del Pew Research Center,  el 49% de los americanos afirma que « queda mucho trabajo por hacer » para eliminar las discriminaciones. Entre los afroamericanos,  la cifra se eleva al 79%.  Tal vez vez por eso en la marcha de hace unos días ante el Lincoln Memorial, Martin Luther King III, el hijo mayor de MLK, decía : “El trabajo no ha acabado,  el viaje no se ha completado. Podemos y debemos hacer más”. Efectivamente, el sueño de MLK de “convertir en realidad  que todos los hombres han sido creados iguales”, sigue siendo la fe de muchos y el sueño de todos.

     

     

    Rafael Navarro-Valls es catedrático, académico y autor del libro “Entre la Casa Blanca y el Vaticano”