martes, octubre 21, 2014

Iglesia, poder, unidad y variedad.









Acertadas respuestas de De Prada en una reciente entrevista........




Muchas de las corrientes católicas en liza hoy discuten por lo que no tendrían que discutir. La Iglesia se ha puesto en una dinámica en la que disiente en lo que tendría que estar unida y luego, en cambio, en todo ese abanico de cosas en las que podría fomentar la variedad, la diversidad más absoluta, los católicos, ante el mundo, aparecemos como personas demasiado iguales, demasiado uniformadas.
Una Iglesia muy homogénea.
Efectivamente. La grandeza de la Iglesia de otras épocas es que en ella había un acuerdo en lo sustancial, de tal manera que facilitaba que se diesen personalidades diversas y gentes que se ponían el mundo por montera desde la absoluta adhesión a un credo. Aunque hoy también hay gente así en la Iglesia.
Afortunadamente.
Afortunadamente. Pero los medios de comunicación son nefastos para la variedad humana, nos uniformizan, nos obligan a encasillarnos.
Esa manía que tenemos los periodistas de etiquetarlo todo.
Sí, porque lo que te llega a través de los medios no es la realidad. Las cosas hay que palparlas, a las personas las conoces cuando tienes trato con ellas. Hoy en día tenemos un conocimiento de las cosas muy aséptico, muy poco carnal y muy ideologizado a través de los medios. Nos llega una visión de la Iglesia que no corresponde a esta variedad. Desgraciadamente, vivimos tiempos más burocratizados, que nada tienen que ver con la obediencia que deben los religiosos a sus superiores. La propia Iglesia se ha funcionarizado.
En la novela es muy crítico con la Iglesia cercana al Estado.
Me repugna la Iglesia que compadrea con el poder, porque eso resta libertad, merma la fe de los creyentes, contribuye a identificaciones ideológicas… Es peligrosísimo. La Iglesia no tiene que tener ningún tipo de connivencias, tiene que tener una absoluta lejanía del poder económico, político, mediático...

1 comentario:

Javier dijo...

Yo pido a Dios todos los días gobernantes cristianos santos, para España y para el resto de las naciones del mundo. Cuando definitivamente suceda eso será después de la segunda venida, no sé si antes podrá pasar...