jueves, septiembre 11, 2008

Estado de sospecha.

Parece que hay un estado de sospecha constante hacia lo católico. Las monjas son hipócritas, los curas peores, los obispos no te digo. Hablas de que eres creyente y ni te miran o te miran como cosa del pasado. Todos los que van a la Iglesia son malos, los que no van son maravillosos. Apestados,raros, antiprogreso. Regular el aborto, antes se decía con la boca pequeña, como un mal necesario, ahora se plantea como un derecho, como avance, con descaro, con rabia. El seno materno ha sido el símbolo de la seguridad, del amor, ahora es una peligrosa sala de torturas. Por favor sospechen de ustedes mismos.

6 comentarios:

Luisa dijo...

Y si no quieren sospechar,que se busquen un buen abogado,porque las evidencias cantan.
Sin palabras.Vaya pedazo de Peter Pan que has enlazado a tu blog. Los de la Nasa pueden contratarnos,a tí y a mí.
Dios bendiga a los expertos.

Alfonso dijo...

Yo creo que los católicos no debemos sentirnos tan víctimas. Debemos empezar a orar, mirarnos a nosotros mismos, y analizar cuántos fallos estamos cometiendo. Por qué la Iglesia está como está. Porque la sociedad cada vez se aleja más de nosotros.
La lectura de hoy del Evangelio nos viene como anillo al dedo.
¿Por qué vemos la paja en el ojo ajeno y no somos capaces de ver la viga en el nuestro?
¿No estaremos ciegos ante lo que está ocurriendo en el mundo y al dejarnos guiar por nosotros mismos, nos estamos dejando guiar por otros ciegos?
La Iglesia ha de ser transformadora de la sociedad, pero para ellos, debermos transformarnos nosotros mismos dentro, desde los valores del Reino de Dios, para dar una respuesta eficaz a temas tan sangrientos como el aborto, algo porque lo que llevamos luchando mucho tiempo, y no hemos conseguido nada.

Luisa dijo...

Disiento con Alfonso-nada personal,nada personal.
Yo no me siento víctima¿por qué?El hecho real de que se ataque a la Iglesia a diario,que a diario se mofen de nuestra fe, las blasfemias que se oyen por la calle, los abortos consentidos y apoyados por muchos-también algún católico despistado-,la prohibición de exibir simbolos religiosos y el proyecto de ley,entre otros,en Cataluña de regular los horarios y actividades que puedan realizarse en una parroquia, a mí,no me hace sentirme víctima:me duele el engaño,la indiferencia,la mentira encubierta,el ataque descarado y la poca verguenza de quien so capa de demócrata aplasta a quien demuestre no pensar como él, y si el aplastado es católico,mejor que mejor.
Claro que debemos analizarnos y examinarnos:si las cosas no marchan quizas es porque nos falta doctrina por un tubo,porque todos nos creemos Papas, lo que yo piense es lo correcto,al margen del Magisterio de la Iglesia; porque nos falta valentía y orgullo de saber que somos hijos de Dios y debemos actuar en todo momento como tales, y no solo cuando me gusta,me apetece o me conviene.
Necesitamos prepararnos,entrenarnos en esto de la fe:estudiar,rezar,estar en trato frecuente con los sacramentos y dar buen ejemplo en todo momento-aunque esto no sp es posible, pero intentarlo sí. Y sobre todo nos hace falta estar muy unidos y apoyar constantemente al Santo Padre.Rezar por los sacerdotes-en vez de criticarles-y en fín, un largo etc,
Salu2

Anónimo dijo...

Un post para mi amigo alfonso:

Cuanta razón en lo que dices de mirar pa'dentro, orar, y sacar punta a los evangelios. Tienes toda la razón. El tema es que muchas veces no tenemos ( no encontramos, no hacemos hueco ) el tiempo y estamos enredados en mil chorradas distintas. ( Pej en mi caso, pierdo más tiempo en pensar qué haré cuando me toque el euromillón que en hacer lo que dices )

En cuanto al tema del aborto, creo que ( al menos lo veo yo así ) no es un tema sólo de religión o de fe. Es un tema de derechos ( conflicto ) de la mujer (madre), hombre (padre) y el niño. Siempre he pensado que el derecho a la vida es uno de los más importantes y hay que hacer todo lo posible por protegerlo. En este caso es el más débil el que recibe el golpe ( he puesto en este caso, pero salvo honradas excepcipciones en este mundo el más debil es al que le dan los palos y no es justo )

Bueno, perdonar por el rollo
All the best

Anónimo dijo...

Aquí está en crisis el que quiera estarlo. Defender lo que uno crea hay que hacerlo. Si no, otros ocuparán ese lugar. A trabajar. No hay que ser buenos sino santos. A trabajar. Y el que le cueste trabajar que se deje ayudar. Ya le harán trabajar. Que Dios hace maravillas si te dejas.
Tanto relativismo todo a cien aplaude y valora más la libertad de elegir que lo elegido.
Amén.
Unos saludos

sinretorno dijo...

Señor anónimo último , gracias por su consideración, contamos con su ayuda y ánimo. Amén.