sábado, abril 10, 2010

Felicidades aitatxo.



Mi padre cumple 85. Damos gracias a Dios por ser nuestro padre, por haber vivido con él nuestra vida, por habernos reído tanto, aprendido, por corregirnos con sistemas modernos y antiguos. El ejemplo es lo mejor y siempre ha pensado mucho más en los demás; hijos, nietos, amigos, compañeros de trabajo. De buena pasta le viene, hijo de Manuel y de Sebastiana. El abuelo Manuel escribía como los ángeles, leía el ya, jugaba al chamelo, fumaba liado y participaba en un programa de radio con sus ripios,"las matemáticas de Dios". Sebastiana fue una mujer muy piadosa, no meapilas, de Misa, Rosario y mensajero de Jesús. Pero una mujer recia, humilde y que vivió la caridad: atendió a familiares para morir con lo que lleva eso, a vecinos. Le recuerdo siempre sonriente, tenía genio y disfrutaba si disfrutaban los demás. Es importante volver a las raíces.

5 comentarios:

gioconda dijo...

Felicidades aita!hemos celebrado con jotas navarras,con todos los nietos y recordando a la ama,que desde el cielo estará contenta de que nos queramos y recemos juntos.faltabas tu pero ya lo recelebraremos.solo falta que gane la real!

Anónimo dijo...

Felicidades al aita.

Anónimo dijo...

Mi mejor oración por el aita.
De tal palo, tal astilla... hay que seguir la tradición y ser cada día mejor astilla..
Acudimos a la mediación de la ama, que tan cerca de Dios está.
Old chap

mar dijo...

Felicidades a tu papi.

Javier Vicens y Hualde dijo...

Oiga, tienen ustedes una casa muy bonita. ¡Felicidades!